La Asamblea Nacional (AN) sancionó por unanimidad  la reforma de Ley Orgánica del Tribunal Supremo  de Justicia durante la sesión ordinaria de este 18 de enero.

Desde la tribuna de oradores dispuesta en el patio del Palacio Federal Legislativo para evitar la propagación de la COVID-19, el diputado , Diosdado Cabello, aseguró que se trata de un instrumento legal que fue consultado con diversas organizaciones que hacen vida en el país.

«Algunos podrían pensar que aún faltan muchas más cosas, que es insuficiente, nosotros creemos que se adapta al tiempos que vivimos y a las necesidades, y a los retos que tenemos por delante, porque uno de los planteamientos principales tenía que ver fundamentalmente hacer el Sistema Judicial mucho más ágil», dijo.

Destacó que la ley garantiza a los ciudadanos su derecho a la legítima defensa, la presunción de inocencia y la preservación de sus derechos humanos.

Señaló que para realizar estas modificaciones fueron instaladas mesas de trabajo integradas por el Poder Judicial, Poder Ciudadano, el Poder Popular y el Parlamento Comunal, Escuelas de Derecho y Colegios de Abogados, incluso la Defensa Pública.

Explicó que en estas mesas se recibieron propuestas, las cuales fueron revisadas, «y se establece lo que va a quedar en la ley, el articulado, hoy podemos decir, que tenemos una conclusión del trabajo».